Biografía de Tabaré Vázquez

Presidente número 39° y 41° de la República Oriental del Uruguay, Tabaré Vázquez es reconocido tanto en su país como en el exterior como un presidente medido y conciliador. A pesar de provenir de la izquierda política uruguaya, desde el poder ha contribuido a consolidar a su nación como una de las más estables y seguras de América Latina. Habiendo dedicado gran parte de su vida al ejercicio de la medicina y luego a la política, Vázquez cierra su segundo mandato en el año 2020.

Una infancia obrera y dedicada a lo roles de liderazgo

Tabaré Ramón Vázquez Rosas es oriundo de la ciudad de Montevideo, donde nació en el año 1940. Su familia, de origen proletaria y dedicadamente trabajadora, le inculcó desde muy chico a él y a sus cuatro hermanos valores tales como el esfuerzo, el compromiso con la tarea y especialmente la enseñanza de construir para quien uno tiene al lado un mejor porvenir. Desde sus primeros años, Tabaré mostró interés por sus compañeros y amigos y además de amar practicar deportes en el club del barrio montevideano de La Teja, también se mostró proclive a participar como líder de grupos cuando le tocó esa tarea, tanto en un grupo de religiosos salesianos que actuaban en el barrio como cuando creó junto a amigos un club para los chicos del lugar.

Su adolescencia lo vio inmerso en estas tareas en una época en la que la militancia social y política podían fácilmente convertirse en un problema o riesgo. Nada de eso lo detuvo y durante las décadas de 1950 y 1960 trabajó en diferentes puestos que le permitían ayudar a sostener la familia que había formado con su esposa María Auxiliadora Delgado sin dejar de vincularse con el mundo del deporte y de la acción social. En el año 1969 se graduaría finalmente como médico oncólogo, profesión que ejercería por muchos años (tanto como médico como también como profesor) hasta que se comprometería directamente en la política en los años '80.

La política como una de las formas más potentes de cambiar la realidad

A pesar de que, tal como hemos contado, Vázquez dedicó gran parte de su juventud y los primeros años de su edad adulta a intentar mejorar la calidad de vida de los más humildes con los que se vinculaba de manera directa, no sería hasta 1983 que comprendería que recién a partir de la participación en la política podría transformar más profunda y claramente la vida concreta de los sectores trabajadores. Así es que ese año se une al Partido Socialista de Uruguay, primero desde la clandestinidad debido a la anulación de toda actividad política bajo la dictadura de aquella época, y luego legalmente.

Desde ese partido llegó rápidamente a demostrar sus capacidades de liderazgo y con una actitud firme y segura luchó para terminar tanto con la impunidad de los represores y también para mejorar primero la vida de los montevideanos (desde su cargo de intendente de la ciudad entre los años 1990 a 1994) y luego de todo el país como presidente entre 2005 y 2010 por primera vez y en un segundo cargo que comenzó en el año 2015. Al acceder al máximo cargo que un político puede aspirar en el año 2005 logró cerrar finalmente un círculo que habían incluido varias presentaciones a elecciones presidenciales previas donde, si bien no había ganado, había podido hacerse más y más reconocido tanto por la comunidad política uruguaya como también por la latinoamericana.

> Siguiente >>>

Buscador

Recientes