Historia de Prometeo

En los relatos mitológicos griegos se cuenta que con la ayuda de los cíclopes y los gigantes el Dios Zeus consiguió apartar a los titanes de la lucha por conquistar el poder del Olimpo. Sin embargo, un valiente titán llamado Prometeo decidió rebelarse contra Zeus y enfrentarse a él con astucia e inteligente, pues no estaba dispuesto a someterse al poder de los Dioses.

El joven titán creó a partir del barro a los seres humanos

La increíble creación de Prometeo produjo un profundo enojo en Zeus y decidió desposeer a los humanos del fuego para que se vieran obligados a vivir entre tinieblas.

Prometeo quiso ayudar a la humanidad y robó del Olimpo el fuego de los Dioses y se lo entregó a los humanos para que recuperasen la luz y pudieran ser libres e independientes de los Dioses. Prometeo se sintió victorioso y feliz, pero el Dios Zeus entró en cólera y mandó a una joven llamada Pandora para que sembrara el mal entre los hombres.

Pandora trajo consigo una misteriosa caja que debía entregar a Epimeteo, el hermano de Prometeo. Pandora había recibido la orden de no abrir la caja, pero un día no pudo resistir la tentación y la abrió. De ella salieron todos los males y desgracias que pueden dañar a los seres humanos.

Al darse cuenta de lo que había hecho, Pandora cerró de inmediato la caja y entre todos los males que se esparcieron quedó en la caja algo bueno y que los hombres podrían siempre conservar, la esperanza

Finalmente Zeus impuso un cruel castigo al osado Prometeo: durante años permaneció encadenado a una roca y un águila le devoraba su hígado a diario, pues al tratarse de un ser inmortal, su hígado se reproducía y de esta manera la agonía era incluso más dañina. El castigo de Prometeo llegó a su fin cuando Heracles, hijo de Zeus, se apiadó de Prometeo y acabó con la vida del águila.

Para algunos estudiosos de la mitología griega el relato de Prometeo presenta semejanzas con la Biblia

Al igual que Dios, Prometeo creó a los hombres a partir del barro. El ángel de la luz o Lucifer en el Antiguo Testamento desafío a Dios, un comportamiento muy similar al de Prometeo. Por otra parte, los personajes de Pandora y de Eva son presentados como los causantes de los males de la humanidad. Por último, el castigo que recibe Prometeo nos recuerda al calvario de Jesucristo.

Una interpretación del mito de Prometeo

Existen dos tipos de personas: los prometeicos y los adoradores de Dioses. Los primeros creen en sí mismos y están dispuestos a pelear por lo que quieren hasta las últimas consecuencias. Los segundos creen que sus vidas están en manos de un ser superior y no se atreven a buscar su propio camino.

El papel del mito de Prometeo en la historia de la filosofía permite explicar el tránsito entre el mito y el logos

El filósofo Platón reinterpretó el mito de Prometeo y en sus diálogos nos recuerda que el astuto titán es la representación de la inteligencia humana. En otras palabras, para Platón el hombre debe construir su realidad a partir de la razón y sin atender a los Dioses y a sus relatos sobrenaturales.

Fotolia. (en orden de aparición)
Peer Marlow - Ewais - Robert - Sergio51143 - Steinar

Buscador

Recientes