Biografía de Jerjes

Jerjes fue uno de los reyes más importantes del Oriente Antiguo, gobernador del poderoso y potente imperio persa (también conocido como imperio aqueménida). Su figura recorre numerosos textos y documentos de la Antigüedad en los que se lo describe como un líder de magnificencia, capaz de conquistar enormes territorios y pueblos a su paso.

Una herencia y un poder inconmensurable.

Según cálculos de historiadores y especialistas, se estima que Jerjes nació en el año 519 a.C. en la región de Persia, actual territorio de Irán. Para aquel entonces, el persa era uno de los pueblos más poderosos y temidos. Debía está reputación a su organizado ejército y al modo de gobernar de sus líderes que no perdonaban la traición. En este contexto nace Jerjes, hijo de Darío el Grande y heredero de una importante tradición de poder.

Jerjes contaba con varios hermanastros mayores pero según la tradición persa fue él quien correspondía como sucesor al trono y a este accedió en el año 486 a.C., a una edad que para aquel entonces era considerada avanzada pero que le permitió poseer una visión más madura y abarcativa de la realidad aqueménida. Su nombre podría ser traducido como "Gran Rey, gobernador de héroes". Apenas asumió el trono debió hacerse cargo de terminar con los intentos egipcios de rebelarse al poder persa y en un corto tiempo logro sofocar varias rebeliones al interior del imperio con un fuerte poder represivo y destructor. Su vínculo con los pueblos dominados se alejó del diálogo y se estableció en base al miedo y la violencia.

Las Guerras Médicas y la posibilidad de demostrar su poderío.

Como es sabido, para la época en la que Jerjes gobernaba Persia, las polis griegas comenzaban a consolidarse como potencias del mar Mediterráneo. Esta presencia alertaba a los persas que veían a los griegos como potenciales enemigos y así es que estallan en el 490 a.C. las Guerras Médicas que enfrentaron al mundo griego con el mundo oriental aqueménida. Jerjes aparece en escena luego de que la primera de las guerras haya finalizado y su principal objetivo fue obtener la victoria luego de la infame derrota que sufrió su padre.

Una de las batallas más importantes que Jerjes llevó a cabo fue aquella que lo enfrentó a los Espartanos guiados por Leónidas en la zona de las Termópilas. La victoria persa dio poder y alivio a Jerjes que luego desarrollaría otros logros en las guerras. Sin embargo, la estrategia militar de los atenienses llevaría a la derrota final de Jerjes que terminaría aceptando abandonar las ciudades griegas que se ubicaban en la región de Asia Menor.

Jerjes murió en el año 465 a.C. a sus 53 años cuando uno de los comandantes de su guardia real cometió el asesinato de su hijo, heredero del trono, Darío y luego lo asesinó a él.

Buscador

Recientes