Biografía de Immanuel Kant

Si debemos ponernos a pensar en la historia de la filosofía mundial es claro que el nombre de Immanuel Kant surgiría rápidamente en nuestras mentes. Este filósofo e intelectual prusiano fue el creador del idealismo, una de las corrientes más importantes de la Modernidad, que sirvió en gran modo para reformular muchas de las estructuras de pensamiento conocidas hasta el momento.

Un comienzo humilde marcado por la moral religiosa

La historia de Immanuel Kant empieza en el año 1724 en la región de Königsberg, ciudad capital del por entonces país de Prusia. Hoy en día tal ciudad permanece dentro de las fronteras de Rusia, por lo cual podríamos convenir en que su nacionalidad sería hoy la rusa. Desde allí Immanuel formaría parte de una familia humilde y trabajadora, dedicada a oficios artesanales pero especialmente a un estilo de vida simple, austero y moralmente marcado por la religión. La familia Kant formaba parte de la comunidad pietista, una de las formas de protestantismo más rígida y estrictas conocidas.

Los primeros años de su vida, su infancia y su juventud estarían marcados por una firme dedicación al estudio, tal vez debido a la esperanza de sus padres de que pudiera encontrar en tal actividad un futuro mejor y estable. Entre sus estudios se especializaría en el análisis científico, lo cual le haría destacar y acceder a la universidad local a sus tan sólo 16 años. Sus primeras investigaciones se dedicaron al análisis de la naturaleza, a la astronomía y a la biología molecular. Pero su pasión por la filosofía comenzaría muy lentamente a encontrar cauce…

El pensamiento filosófico y la transformación del mundo moderno

Si bien Kant demostró aptitudes claras para el estudio de la ciencia, hacia 1760, cerca de sus cuarenta años, comenzó a publicar sus primeros escritos relacionados con el pensamiento de tipo filosófico. Muchos de ellos reflexionaban sobre cuestiones de lógica y sobre la figura de Dios. Luego de tales trabajos, Kant pasaría cerca de diez años en un casi místico silencio, apartándose de la tarea docente y universitaria y dedicando sus días a la reflexión íntima sobre aquellos temas que lo apasionaban y que lo urgían a escribir.

Recién en el año 1781 publicaría su texto más importante, aquel que lo transformaría en uno de los filósofos más influyentes de toda la historia: “Crítica de la razón pura”. Este complejo escrito de cientos de páginas pasó relativamente inadvertido en la época pero luego se convertiría en uno de los fundamentos del movimiento que más adelante se conocería como Ilustración. En él, Kant plantea sus ideas respecto de la metafísica y la necesidad de establecer elementos abstractos y racionales como base del conocimiento científico. Kant influiría con esta obra a numerosas corrientes que lo tomarían como ejemplo a seguir o que elaborarían planteos superadores. Moriría a comienzos del siglo XIX, en 1804, en la misma ciudad de su nacimiento, a sus 79 años.

> Siguiente >>>

Buscador

Recientes