Biografía de Guy de Maupassant

Guy de Maupassant representa toda una época en la historia de la literatura tanto de Francia como en la literatura universal. Sus obras, especialmente cuentos pero también novelas, le permitieron destacar hacia fines del siglo XIX y convertirse en una de las figuras referentes de la escritura realista. Íntimo amigo de Gustave Flaubert, Guy de Maupassant demostró en sus textos gran parte de las dificultades de su vida, el abandono de su padre y la soledad de las grandes ciudades que empezaban a crecer maravillosamente.

El interior de Francia y una infancia de soledad

Guy de Maupassant nació el 5 de agosto en 1850 con el nombre de Henri René Albert Guy de Maupassant en la localidad francesa de Dieppe, aunque los especialistas y estudiosos de su trayectoria sostienen que no hay certezas sobre el lugar de nacimiento. De cualquier modo, sus primeros años y juventud se desarrollaron en tal localidad y su vida estuvo profundamente marcada por el hecho del abandono de su padre quien cuando era Guy pequeño decidió separarse de su madre. A lo largo de su vida, el contacto del protagonista de esta historia con su progenitor sería bastante irregular, desconectándose en diferentes momentos y reconectando por breves períodos de tiempo.

Ya desde muy pequeño Guy demostró talento para las letras y por estímulo de su madre, con quien siempre tuvo un vínculo muy cercano y amoroso, comenzó a meterse en el mundo de los escritores llegando incluso a entrar en contacto directo con Gustave Flaubert. Este ya afamado escritor francés se convertiría en su maestro y lograría tener influencia directa en sus trabajos. El año en el que ambos se conocieron fue 1867.

Tres años más tarde Guy se mudaría a París en busca de nuevas oportunidades laborales y comenzaría la carrera de Derecho que dejaría un tiempo después al reconocer que no era su interés personal. En 1880, ese mismo año, publicaría su primer gran cuento Bola de Sebo, tal vez una de sus obras más conocidas.

Salto a la fama y nuevo estilo de vida

A partir de la publicación del mencionado cuento y el reconocimiento de otros artistas de la época, entre ellos el mismo Flaubert, Guy de Maupassant accedió a un nuevo estilo de vida en París. Su estilo podría ser categorizado dentro del realismo francés que caracterizó al final del siglo XIX, siendo a veces los campesinos, la burocracia estatal y los conflictos militares temas que aparecen en sus creaciones. A pesar de mantener su trabajo oficial como funcionario público, siguió escribiendo cuentos que tendrían críticas positivas como La Casa Tellier, Los cuentos de la becada o Quién sabe.

La vida en la capital francesa expuso a Guy de Maupassant a un ritmo amoroso bastante revuelto que lo llevaría a contraer sífilis. De su matrimonio se supo poco salvo por el hecho de que fue una relación muy tumultuosa que le dio tres hijos. Guy demostró numerosos problemas de salud en los últimos años de su vida que tuvieron que ver por un lado con la ya mencionada enfermedad como también con problemas mentales derivados del stress y el nuevo estilo de vida de las grandes ciudades.

Su deceso ocurrió en el año 1893 en París a sus 42 años, encontrándose internado en una clínica local luego de varios intentos de suicidio y problemas de salud generales.

Buscador

Recientes